sábado, 19 de mayo de 2018

La Historia de Pingru y Meitang



Rao Pingru
Ediciones Salamandra
ISBN: 978-94-9838-836-7


Pingru y Meitang pertenecen a familias acomodadas de la China de antes del comunismo, viven cómodamente e incluso él es un oficial del ejercito que lucha contra los japoneses; pero la llegada del comunismo de Mao a China trastoca todos sus planes de futuro haciendo peligrar incluso la relación de dos jóvenes inocentes que no guardarán rencor al verse separados por culpa del régimen y a tener que vivir con terribles penurias.
Estamos ante un relato deliciosamente tierno, autobiográfico y muy crudo, no hay que irse muy lejos para ver las terribles penurias que deben afrontar, desde vivir separados por ejemplo ya que durante 22 años solo pueden verse durante dos semanas aunque mantienen correspondencia que mantiene viva su relación o que Pingru es en realidad enviado a un campo de reeducación -que manda narices con los regímenes comunistas cuando se te ocurre decir que no estás de acuerdo con algo y sus eufemismos-, Pingru nos va relatando desde su infancia sin complicaciones, su encuentro con Meitang y la irrupción tanto de los japoneses como de los comunistas en la China de finales de los años 30 los primeros y de los 40 del pasado siglo los segundos; en ningún momento veréis un reproche de Pingru, ninguna queja, tal es el amor por su mujer, Meitang y sus hijos, les llena de tal manera que no hacen ninguna crítica por lo perdido o por lo mal que lo pasan por haber sido personas distinguidas en el antiguo régimen, que no es tal pues solo fue capitán de ejército imperial.
Pingru se casa con Meitang en pleno conflicto y gracias a algunos azares de la vida, se libra de caer en el frente; es querido por sus hombres y respetado, como me imagino, un matrimonio en donde no se conocen prácticamente nada es para ellos una sorpresa que son una pareja que se complementa tan bien, ella es una mujer decidida y tenaz, muy luchadora y que no se deja derrotar por ninguna adversidad, ¿será eso lo que enamore hasta el tuétano a Pingru? quizás, porque Meitang es muchas más cosas en la vida de Pingru, es su compañera vital y quizás con esas dos palabras parezca que no digo nada pero creo que es mucho más.
Acompañado con dibujos de acuarela y textos del propio autor, transitaremos por la historia de estas dos personas que nos enternecerá, nos hará ver la vida con ojos más optimistas, borrando nuestras quejas de nuestro listado de agravios mundanos pues siempre hay alguien que con mucho menos es infinitamente más feliz que nosotros.
El libro en realidad es un libro de la historia de China del ultimo siglo, el amor de Pingru y Meitang es el hilo conductor aunque su ternura y fidelidad puede que hagas que no veas realmente esos cambios tan radicales, pero es una crónica de la metamorfosis de este país tan enorme, primero de la China imperial a la comunista y después pero muchos años más tarde a ese incipiente capitalismo que en realidad no es el que vemos ahora, de como cambian su modos de vida, sus formas de divertirse e incluso de comer porque casi se puede realizar un menú muy completo de comida China. Os hago notar la importancia de los hijos para la sociedad China en comparación con la occidental, los desvelos de estos y de los propios padres por el futuro de estos.
Estamos ante una crónica preciosa, "terriblemente" dulce que hará las delicias de los duros y que conseguirá atrapar a cualquiera. Realmente he disfrutado como un cochino en una charca con este libro.

martes, 15 de mayo de 2018

El Portador de la Llama




Bernard Cornwell
Edhasa Ediciones
web: www.edhasa.eswww.bernardcornwell.net
ISBN: 978-84-350-6318-0

Llegamos a la décima entrega de las crónicas de sajones, vikingos y normandos del escritor británico pero afincado en Estados Unidos Bernard Cornwell protagonizadas por Uthred de Bebbanburg; a diferencia de las otras nueve entregas previas, esta novela es fruto completamente de la imaginación del escritor, evidentemente algunos de los personajes son reales y algunas de las posibles acciones que se narrar pudieron suceder, pero no hay nada que así lo confirme tal y como nos dice el propio escritor ya que otras obras si tienen un trasfondo histórico en el apoyar la narración.
Dudo que con lo bien que documenta sus obras Bernard Cornwell haya cometido un error de bulto que no pasará por alto un aficionado a la historia o las novelas históricas, cuando habla de la Santa de la que es muy devota Etelfleda habla de Santa Werburga que entre sus milagros está el expulsar a unos gansos que estaban comiéndose la simiente en un campo de maíz, si consideramos que el maíz fue traído a Europa por los españoles en el siglo XVI pues difícilmente puede ser esa la simiente por lo que me inclino por un error en la traducción, no muy importante pues no afecta en nada a la trama pero un error de bulto en una obra de unos de los escritores de novela histórica más prestigioso no queda bien.
Los daneses están "tranquilos" y los sajones están cogiendo fuerzas para próximas campañas para arrebatarle más territorio a los vikingos que aún dominan una parte de Inglaterra, aprovechando ese periodo de paz Uthred se dispone a recuperar de una vez por todas Bebbanburg y expulsar al usurpador de su tío del territorio que en justicia le pertenece; pero su tío no ha estado con las manos cruzadas y ha recurrido al servicio de hombres del norte, Einar el Desventurado y para revolver el avispero un poco más, el rey Constantino de Escocia pretende llevar la frontera de su reino hasta el muro de Adriano y por si esto fuera poco, los sajones del oeste con Etelhelmo a la cabeza comienzan a medrar para eliminar a Uthred de la ecuación de una vez por todas; a Uthred cada vez le quedan menos apoyos en las cortes sajonas y no será por los buenos servicios que les ha prestado en sus luchas con los hombres del norte, no, es que van muriendo como la reina Etelfleda que vive sus últimos días, su hermano precisamente no es santo de la devoción de Uthred y su hijo menos, una conspiración para involucrar a su yerno y a él en la muerte de unos sajones en tierras de Sigtryggr, a la sazón de Northumbria y último reducto danés en la tierra de los anglos, le obligará a dejar de nuevo sus planes de recuperar de nuevo Bebbanburg pero Uthred es un hombre sagaz y lo descubre todo permitiéndole recuperar sus planes de conquistar el castillo de sus antepasados pero ello provocará a Etherelmo que para acabar con Uthred pretende casar a su hija con su tío. Pasará de luchar con tres enemigos en lugar de uno y en inferioridad de condiciones y sin saber quien es aliado de quien pero eso nunca supuso un problema para este sajón creyente de los viejos dioses y al que muchos tachan de hereje y asesino de curas.
Estamos ante una obra típica de Cornwell, luchas encarnizadas descritas con terrible realismo, con política de cuchillada por lo "bajini" y en el que es fácil meterse porque las pasiones mundanas están tan vivamente descritas que te ves en el siglo X en cada una de sus páginas; en esta entrega cabe resaltar aunque en otras lo ha hecho también, una confesión del propio Uthred contando lo que de verdad se ve en muro de escudos, miedo, hedor, dolor y nada de honor tal y como declaman los juglares en sus canciones.
La historia de Uthred no acaba aquí, aún Inglaterra no es Inglaterra si no un puzle de reinos independientes que de momento tienen un enemigo común que son los daneses, pero cada vez más se encuentran interrelacionados ya sea por matrimonios de conveniencia o motivos económicos y llegará un día en el que serán lo que el rey Alfredo el Grande soñó y todo gracias a la batuta de un descendiente directo de él, Etelstano, una sola nación y Uthred será un testigo preferencial de esos tiempos.
En resumen, una novela típica de Cornwell para sus fieles lectores porque "el destino es inexorable".

domingo, 6 de mayo de 2018

La Pirámide de Fango



Andrea Camilleri
Ediciones Salamandra
ISBN: 978-84-9838-840-40


En cuantito lo he visto me he ido a por él volando, mi admirado escritor siciliano publica una nueva novela del comisario Montalbano, en esta ocasión con un tema de absoluta actualidad y que puede estar escrito en cualquier país del mundo pues son los tejemanejes de la obra pública y las administraciones del estado; curiosamente el último libro del Qiu Xiaolong del que he hablado versaba sobre ese tema.
La muerte de François ha afectado mucho a Livia y por tanto a Salvo, los años no pasan en balde para él y ya sufre achaque propios de la edad, la vista, el oído pero Slavo Montalbano es un quisquilloso luchador que no está dispuesto a dejarse vencer por nada de eso, es evidente que en el caso de su compañera Livia poco puede hacer pero la llegada de un perrita abandonada a la que llamará Selene conseguirá al menos que ese "frente" no le sea tan complicado. Para el resto mantiene su ingenio pícaro y a veces fuera de la ley que le permite resolver los casos de forma satisfactoria, para su fortuna esta vez no tendrá que lidiar apenas con su amado/odiado Pasquano y contará con la ayuda del fiscal suplente Jacono que le será mucho más útil en sus pesquisas que el titular Tommaseo. El resto del plantel como siempre, Catarella cada día más en su papel, Favio, Augello o Enzo el de la tratoría pero en esta ocasión el peso de toda la trama lo lleva el mismo comisario.
En un tiempo de lluvias y tormentas que poco ayudan a tener un ánimo optimista aparece muerto el contable de una constructora, Giugiù Nicotra, dentro de una tubería de canalización con un tiro por la espalda tras haber escapado en bicicleta en un día de tormenta de su casa con celeridad, todo el mundo trata de hacer creer que se trata de un problema de celos con una falsa autoinculpación, se le suma una mujer alemana hermosa que parece que tienen aventuras extramaritales con frecuencia y que parece que se ha marchado a su tierra natal tras la muerte de su marido parecen poner en claro ese posible asunto de cuernos pero Salvo no es un policía al uso, pondrá todo su ingenio a funcionar y descubrirá que detrás de todo esto está los Cuffaro y los Sinagra (familias mafiosas que se reparten los trapicheos de la isla), las comisiones ilegales en la obra publica o las concesiones fraudulentas; obras que se caen por corrimientos de tierras al año de construirse sin que haya culpables, en fin, todo muy turbio y en manos de solo seis constructoras que tienen un accionariado muy particular.
Salvo como un buen pescador, soltará carrete para que los culpables del asesinato se líen ellos mismos en su propio sedal; descubrirá que la verdad es más turbia de lo que han pretendido trazar los asesinos de Nicotra pero para ello gozará de la ayuda final de un hombre "desahuciado" que a pesar de haber sido un pedazo de canalla -pero no por temas relacionados con la mafia- quiere por una vez hacer lo correcto; es más sin esa ayuda el caso no se hubiera resuelto de ninguna manera por lo que el componente suerte viene a ayudar a Salvo en esta ocasión.
Como todas las obras de Camilleri, es breve, ágil, tanto que te la lees en una tarde -para mi pena, pero me encanta que sea así-, con una temática actual que la hace tan próxima que te la crees y piensas que es la primera página de cualquier diario de noticias hoy mismo; trabajo con mano de obra ilegal a la que se le pago poco y mal, obras que disparan el presupuesto inicial, ¿no os suena de verdad todo esto?, aquí no se ha matado a nadie que se sepa, pero que se lo han llevado crudo lo tenemos todos claro.
A diferencia de otras ocasiones, no tenemos un festín culinario, alguno hay pero no te deja que te recrees en él cosa que lamento, porque algunas veces las descripciones de los platos elaborados por Enzo eran para cargarnos el teclado al babearlo del hambre que entraba, también vemos como en otras obras últimas que al igual que Camilleri que cumple años, Salvo Montalbano también envejece y eso hace más creíble el personaje, tanto que desde que lo empecé a leer yo también he envejecido con los años y veo cosas parecidas y por eso me gusta tanto. El que no parece envejecer es el inefable Catarrella, pero que no lo haga por favor, algunos de sus errores son apasionantes.
Aprovecho y me pregunto, ¿se diferenciará mucho el italiano oficial del siciliano? cuando viajas a Roma en el mausoleo de Vittorio Emanuele II que está en la plaza de Venecia, en un lateral se encuentra un curioso museo con la exposición sobre la unificación y sobre las lenguas de Italia, se que en Roma se habla el dialecto romano y si te hablan en él no pillas ni el NODO y que las formas de hablar cuanto más al sur vas mas se asemejan al castellano, ¿pero donde reside esa diferencia que hace con frecuencia Camilleri en sus libros?.
Sr. Camilleri quiero más, no me canso de leer sus libros, son siempre una inyección de endorfinas y felicidad para mi que me ponen a mil por hora, GRACIAS, GRACIAS y GRACIAS..

sábado, 5 de mayo de 2018

El Enigma de China



Qiu Xiaolong
Tusquets Editores
ISBN: 978-84-8383-819-8


Nos vamos esta vez a la lejana Shanghái, a la moderna ciudad menos china de China tal y como dicen ellos mismos, dicen que el haber sido su principal puerto de mar y por ende de entrada y salida de productos y personas conformó un carácter diferente al del resto de los habitantes de aquel lejano país.
Cuando tuve la suerte de visitar ese lejano país todos los guías con la excepción de "Cristina" nos hablaron de una economía desbocada y una burbuja inmobiliaria tremenda, esto que voy a escribir ahora es de memoria y es posible que tenga errores pero creo recordar que el aunque el terreno donde se edifican los terrenos son de titularidad estatal los habitantes chinos pueden comprar las casas que ahí se edifiquen, se daba el caso como en Xian que los constructores solo hacían la cáscara del edificio sin terminar nada más, imaginar el caos y la escalada de costes para terminarlas porque el espectáculo era casi digno de una película de ciencia ficción con bloques de decenas de alturas sin ventanas y todos de color gris hormigón; en fin, pues de esa economía "socialista" que está repleta de nuevos ricos que son vigilados y promovidos por el mismo partido comunista chino, una corrupción galopante contra la que es muy difícil luchar porque todos los medios están controlados por el estado y aprovecho para decir que usar Internet en china es un trabajo de "chinos" porque muchas páginas están censuradas o mejor dicho, simplemente no existen; pues de eso va esta novela.
Después de esta "introducción" a la China del siglo XXI vamos a la novela de Qiu Xialong que es lo que nos interesa; el inspector jefe Chen no goza de una buena reputación dentro del partido por haber tocado a poderosos jefes del mismo partido salpicados de corrupción a pesar de ser uno de los policías más respetados de Shanghái, en esta ocasión piden su colaboración pues ya están investigando al menos dos agencias del estado por el aparente suicidio de Zhou, director del comité para el desarrollo urbanístico que has ido acusado de prácticas corruptas gracias a una foto filtrada por internet en la que se le ve con un paquete de cigarrillos Majestad Suprema 95 que solo fuman en China los más poderosos por su precio y por lo que es investigado por el comité disciplinario del partido en un proceso llamado "shuanggui" cuando ese proceso es un paripé simplemente para enchironarlo, para complicar el caso, uno de sus compañeros muere atropellado en extrañas circunstancias y piden su colaboración porque quieren cerrar en falso este caso con la declaración del aparente suicidio del Zhou, pero Chen no es un policía al uso, no se conforma con lo evidente e investiga pese a quien pese e incluso si es su carrera lo que puede peligrar como el tiempo al final ha demostrado.
Chen es un policía como decía atípico, destinado a la policía cuando en realidad es un poeta, realiza su trabajo fijándose en los detalles y en las conexiones más sutiles tal y como un poeta haría en la realización de una composición, su empatía con las víctimas o con los más desfavorecidos en esa China de economía capitalista en un gobierno socialista casa de forma complicada pero efectiva para resolver los casos y así vemos cadenas de favores que son más propias de otras sociedades que de un gobierno socialista, cadenas de favores que en muchos casos no son económicos, son "pagos" por un buen trabajo bien hecho antes del mismo Chen -ver el detalle del hospital, su madre y el doctor que la atiende o el del restaurante cuando se cita con la periodista Lianping al final del caso-; en esa cadena de ayudas por ayudas Chen se mueve como pez en el agua pero siempre con un buen propósito.
Xiaolong describe bajo mi punto de vista muy bien a esa sociedad moderna china, que convive con ideales budistas y confucionistas a pesar de la revolución cultural de Mao que arrasó con todo ello; una sociedad donde todavía mira mal a la jóvenes que no se han casado -ver las tres categorías que ellas hace Lianping-, el respeto por los mayores, su búsqueda de la otra "verdad" no oficial a través de foros de internet cada vez más vigiladosy para aderezarlo todo, pues todo un menú de comida que para los aficionados de la comida china seguro que serán de lo más apetitosos, jeje, ojo que no tiene nada que ver con lo que comemos aquí en cualquier restaurante chino pero eso ya lo sabe casi todo el mundo.
La personalidad del jefe Chen se encuadra en lo que llamaríamos típico inspector de novela negra, solitario, respetuoso y leal con su círculo de amistades, un hombre que disfruta con una buena mesa -no llega a los extremos de Montalbano pero casi-, taciturno y al que ya le hemos leído otras veces nos gustaría ver del brazo de Nube Blanca, bordea los márgenes de la ley pero sin salirse de ella porque se sabe parte de ella y no se ve fuera de ella porque no quiere salirse tampoco a pesar de que quiere ver la acción "fuera del cuadro". Ays que no se me olvide para la editorial, el cuadro "El enigma de Hitler" de Dalí no está en el museo del Prado, está en el museo Reina Sofía. Sigamos con Chen, la relación con Lianping, ella mucho más joven que él, es quizás una imagen perfecta de esos matrimonios de conveniencia de los hemos leído en la China actual, hija de una familia con no demasiados recursos, el haber estudiado en el extranjero le abre los ojos a una sociedad tan diferente que choca con la sociedad china actual pero no puede escapar a su "destino" de casarse  y debe buscar un buen partido, no un marido que la ame; pero nada puede ser como en una novela rosa y Lianping no elije a Chen, porque Chen tampoco la elije a ella todo hay que decirlo.
Vamos acabando, citando al autor en su dedicatoria "A los ciudadanos chinos de la Red que luchan por su ciudadanía en el hiperespacio a pesar de todos los controles autoritarios", difíciles tiempos los de los ciudadanos chinos que no tienen contactos porque de ellos no será el paraíso socialista que proclaman.
Y para desengrasar un poco os dejo una de las poesías del libro:

"Se apoya en la ventana
contemplando a solas el río
y los miles de veleros que navegan,
pero ninguno es el que ella espera.
Mientras el sol comienza a ponerse
y el agua fluye silenciosa a lo lejos,
su corazón se quiebra al contemplar
el islote rodeado de lentejas de agua."

sábado, 28 de abril de 2018

La Chica del Cumpleaños



Haruki Murakami
Tusquets editores
ISBN: 978-84-9033-520-6


Tusquets nos trae en esta ocasión dos cortos relatos, el primero de ellos y que da título al libro pudo leerse en una recopilación de 2008 que ya publicó también Tusquets en la obra "Sauce ciego, mujer dormida" que yo no había leído, y ese relato se le ha añadido otro corto relato titulado "Mi cumpleaños", este libro tiene como novedad que ha sido ilustrado delicadamente por Kat Menschik.
En el primer relato una joven cuenta que cuando cumplió los veinte años el dueño del restaurante donde trabajaba, un misterioso anciano al que no volverá a ver nunca mas, le concede un deseo por el día de su cumpleaños, un único deseo que sin embargo el hecho de que se haga realidad no cambiará en nada devenir de la vida de la joven aunque no termine de llenarla pero quizás porque ese deseo pedido -que nunca se sabe- es un deseo en el tiempo, no es algo inmediato.
Con un estupendo ejercicio, Murakami nos plantea primero que deseo habríamos formulado con veinte años y por ende, cuál sería el deseo en cualquier momento de nuestras vidas, nunca sabremos el deseo formulado por la joven y ni falta que hace, porque el importante es el que formulásemos nosotros, ¿cómo nos cambiaría o no?, ¿cambiaríamos o nos arrepentiríamos de ese deseo o lo cambiaríamos?, es interesante ver como una joven de veinte años no pide ninguna cosa superficial tipo dinero, belleza, etc, pide algo que le extraña al propio extraño lo que denota una madurez de la joven fuera de lo normal y que curiosamente vive una ruptura amorosa muy reciente con su novio precisamente en ese día que es del su cumpleaños.
Os propongo el mismo juego, qué deseo formularíais pero no lo contéis, plantearos que habríais pedido con esos veinte años, si os habría cambiado la vida o no, como os habría afectado y si habríais alcanzado la felicidad, pues al fin y al cabo es lo que parece que no termina de llegar la joven.
Hay algunas analogías que yo tildaría de budismo zen, sobre todo cuando hace cierta analogía con su parachoques con abolladuras, pues tienes bollos porque para eso está hecho, no soy un experto en filosofía oriental aunque he leído algunas obras budistas y algunas otras de corte zen de corte o espíritu samurai, y se ve esa importancia del camino que nos lleva a nuestra meta tardemos el tiempo que tardemos, un camino personal y único en el que nadie puede intervenir -con excepción de este anciano dueño del restaurante-.
Es mas si pudiésemos decir cuál sería ese deseo sería el de conceder el deseo anhelado a quien quisiera solicitárselo.
El segundo relato tiene como protagonista al propio Murakami y nos lleva al día del 12 de enero -del año que más da pues para él no es ningún logro cumplir años- y en una conexión radiofónica matutina Murakami traza vínculos con todos aquellos que cumplen años ese día o los han cumplido y descubrimos que el escritor Jack London cumplía años también ese día aunque lleve fallecido mucho tiempo y con el que apenas el nuncio vínculo de similitud con Murakami sea el de hacer años ese mismo día.
Estamos ante un relato típico de Murakami de los de después de "Tokio Blues" por si alguien es un seguidor empedernido pues yo lo diferencio muy bien sus obras de antes y después de esta obra, delicado y sensible, os va a durar una siesta porque es muy cortito y el primero os dará muchos minutos para reflexionar.

Cómo Llegamos a la Final de Wembley



Joseph Lloyd Carr
Tusquets Editores
ISBN: 978-84-9066-480-3

Uf que difícil debe ser escribir una novela de fútbol pero hay algunos preciosos ejemplos de que es posible y con estupendos resultados y este lo es; pero por favor que nadie se eche para atrás por el hecho de ser una novela sobre fútbol porque es algo más, es un precioso ejercicio de narración de ilusiones de un pequeño pueblo, de lo cotidiano, de sueños y de algo sobre lo que ya escribió Garcilaso de la Vega "cualquier tiempo pasado fue mejor" -ver breve cruce de palabras entre el presidente del equipo el Sr. Fangfoss y el propio escritor-.
Esta divertida novela, que lo es, no en el grado de desternillante pero si muy divertida, el fútbol es el trasfondo para hablarnos de los componentes del Steeple Sinderby Wanderers, un equipo de fútbol amateur que tras diversas vicisitudes consigue jugar la final de la copar F.A. Cup inglesa, el equivalente a nuestra copa del rey pero a un solo partido lo que depara siempre muchas sorpresas pues los equipos grandes están obligados a jugar al máximo nivel; los componentes de este equipo viven en una remota y rural zona de Inglaterra, son curas, lecheros o escribientes de tarjetas de felicitación del día de la madre, algunos incluso no saben lo que es un balón de reglamento pero son un club organizado, no hay que ver las actas de las reuniones del equipo y el debate de sus decisiones -ver el detalle del color de las camisetas de amarillo ranúnculo, ¿sabe alguien que color es ese?- o como cuando están en semifinales, el teórico presidente que no es más que el noble de la zona pretenda llevarse unos laureles por los que no ha trabajado y como le bajan del burro en la reunión.
Basado en la propia experiencia futbolística del autor en los años 30, mantiene lo que debe ser el espíritu de lo que debe ser un equipo amateur, donde todos colaboran y donde lo que siempre sobra es ilusión pero falta dinero por eso lo importante es esa capacidad de unión que lo hace tan "tierno" y edificante, en estos tiempos de CR7 y Messi da gusto coger un libro que te habla de como el seminarista despeja un gol cantado con la cabeza, como un jugador como Alex Slingsby es un virtuoso del balón o como el portero, Mono Tonks, soportó los 90 minutos después de que le pisaran la mano en un lance de juego porque seamos sinceros, ¿os parece normal que se piten los penaltis que se pitan en la actualidad cuando son tíos de 1.90 y 85 kilos de peso que se caen en cuanto les soplan con una pluma?.
Volvamos a la novela, narrada por Joe Gidner nos relata con buena dosis de flema británica de que lo inesperado a veces ocurre, que "no hay enemigo pequeño", "que el partido dura 90 minutos" por el que los habitantes del Steeple Sinderby que son 547 son colocados por una vez en la historia en los mapas del deporte; muchos se entristecerán cuando la aventura de estos intrépidos deportistas se deshaga pues algunos de ellos firmarán contratos profesionales pero uno de ellos tentado por clubes poderosos dirá que no y se casará y volverá a repartir leche en su pueblo; esto me recuerda algunas ocasiones en las que todavía aparecen jugadores sobre todo de rugby que son profesionales de otras cosas, policías, carteros o agricultores y me reconforta con la idea de que el deporte no tiene que ser cosa de élites profesionalizadas.
Con Joe conoceremos a los diferentes componentes del equipos, leeremos las crónicas deportivas del día siguiente en la que equipo tras equipo han caído derrotados por estos 11 hombres a pesar de contar con mejores plantillas y medios, con un tono simpático y con una sonrisa en los labios iremos pasando de partido a partico hasta la final de Wembley -de la que no pienso deciros como acaba, jeje- y que fue después de todos ellos y como al final un presidente al que el fútbol ni le va ni le viene, en realidad si le importaba.
No la dejéis escapar, deliciosa a rabiar.

La Revolución de la Luna



Andrea Camilleri
Ediciones Destino
ISBN: 978-84-233-5339-2


Mi idolatrado Camilleri toca muchos registros a la hora de escribir y la novela histórica es uno de ellos, yo ya lo había descubierto con una breve novela sobre el fugaz paso de Caravaggio por la isla de Malta y que tenéis en este espacio y hoy os traigo este precioso ejemplo sobra una mujer adelantada a su tiempo y basada en hechos reales.
Esta novela está protagonizada por la viuda del virrey de Nápoles, entonces bajo la corona española de los Austrias, viuda de Ángel de Guzmán marqués de Castel de Roderigo y corre el mes de septiembre de 1667; aún vivo el virrey pero muy enfermo, asiste a uno de las sesiones del Sacro Regio Consejo cuando fallece súbitamente, pero los consejeros podridos hasta la medula silencian el hecho hasta que termina la sesión haciendo pasar sus acuerdos como acuerdos aceptados por el virrey que solo les benefician a ellos. Como es costumbre, uno de esos hombres será el virrey mientras el rey de España Carlos II -III de Nápoles y dos Sicilias- designe a uno nuevo pero mientras tanto el gran capitán asume ese puesto pero todo se trastoca cuando se abre el testamento del virrey y este designa como su sucesor a su esposa, Eleanora de Mora, una mujer muy discreta de origen palermitano pero que viene desde un convento de España hasta que se casó con el virrey.
Sola y sin más ayuda que el médico de su difunto esposo, levanta todos los tejemanejes del antiguo consejo descubriendo las prebendas o delitos que ellos mismo ocultan al estar en el órgano más alto de poder del virreinato.
En esa tierra sin ley, Eleonora bajará el precio del pan, acometerá cambios en los gremios para que sus salarios sean más justos o acogerá a las viejas prostitutas en locales para que no mueran de hambre en las calles pero todos estos cambios solo traerán las iras del viejo consejo que tratarán de acabar con la virreina por todos los medios incluso de acusarla de complicidad con el demonio.
Ser mujer en el siglo XVII no debía ser nada fácil, ya seas mujer del virrey o no, pero Eleanora no debía ser una mujer normal y corriente, muy bella y cautivadora físicamente, luchadora incansable no cejará en eliminar a todo el consejo que por su parte, pondrá todo en su contra pero sin darse cuenta que tienen muchas cuentas pendientes con todo el pueblo por sus excesos; particularmente sangrante es el caso del obispo pero prefiero que lo descubráis.
Se dice que es la revolución de la luna porque Eleanora de Mora fue solo virreina durante un ciclo lunar de 28 días y es el genio literario de mi admirado siciliano el que pone música a esta mujer, aprovechando un poco la poca documentación que hay al respecto aunque si queda claro que las reformas si existieron.
En resumen, una obra creo que muy actual, deliciosa y muy agradable de leer.

sábado, 21 de abril de 2018

Mis Años Grizzly



Doug Peacock
Errata Naturae Editories
ISBN: 978-84-16544-01-1


Errata Naturae comenzó su colección de libros salvajes con este título pero no es el primero con el que empiezo, otros cayeron antes y lo curioso es que yo descubrí esta editorial por una exposición temporal en el Thyssen sobre los indios americanos que es posterior a este, ya llevaba una temporada en mi balda de libros pendientes hasta que le di la alternativa hace unos pocos días y aquí lo traigo para compartirlo.
A medias de diario, manual de supervivencia, relato de aventuras y critica ecológica es un relato un tanto atípico, tanto como lo es el autor; veterano boina verde y médico en la guerra de Vietnam sufrió con su vuelta a USA como otros muchos veteranos, esa experiencia le hizo una persona asocial que buscaba la soledad y como decía su madre, le llevó por el peligroso camino del alcohol; resulta interesante que algo tan salvaje y tan poco humano como un oso gris americano podía reconducir a este veterano de guerra y para nuestra dicha nos adentre por esos bosques de la rocosas donde el territorio del oso gris es cada vez más pequeño, una lucha entre el desarrollo económico y la naturaleza, entre los entornos naturales protegidos y las explotaciones mineras o el disfrute de la naturaleza para todos los públicos y el derecho de los animales salvajes a seguir siendo salvajes sin la intervención del ser humano.
El modo de escribir de Peacock es tan descriptivo que en algunos pasajes oleréis los pinos, el almizcle, escucharéis a los pájaros pica pinos taladrar las duras cortezas  o disfrutaréis de unas estrellas que para nuestra desgracias cada día parecen estar más lejos.
Bellos paisajes salvajes aun sin explorar o apenas pisados por el hombre donde aún sentirse insignificante; con algunos apuntes de los primeros contactos de los hombres con el oso, pasa por los nativos americanos, los conquistadores españoles (recuerdo ya haber leído eso de las luchas entre osos y toros en vísperas de la guerra de Cuba) y por último los norteamericanos; Peacock que fue asesor en la película "El oso" tiene una visión muy discrepante con la actual política con respecto al oso de su país y eso que todavía no había llegado Trump a la presidencia que la situación ahora es infinitamente peor pues se han dado concesiones mineras en zonas parcialmente protegidas, todo un despropósito.
Notaréis y aprovecho para hacer publicidad de un maravilloso documental que está emitiendo Movistar sobre la guerra de Vietnam, es una herida muy profunda que no ha curado, dudo que lo haga y no se si la forma de tratar a sus veteranos ha cambiado pero lo que si está claro es que esa herida mal curada todavía es algo muy presente en sectores muy importantes de la sociedad yanqui, con acierto, Peacock introduce algunas de esas terribles experiencias y que amén de traumatizarle, le abrieron una herida que nunca curará, que le llevará fantasmas esté donde esté y que solo ante la presencia de un animal tan salvaje volverá a ser otra vez un ser humano, raro y solitario, pero humano y eso me lleva a pensar, ¿somos humanos por vivir en sociedad o no?.
Como todo animal salvaje, los osos grises son impredecibles aunque algunos mantengan algunas pautas de comportamiento, hay que alejarse de las madres con oseznos, alejarse de los osos maduros  dominantes, vamos lo que a todo con dos dedos de frente se le ocurriría, a pesar de tomar esas precauciones pueden surgir accidentes mortales, no estamos exentos de ellos pero no debemos de olvidarnos de que se trata de animales salvajes y muy poderosos.
A través de los ojos de Peacock conoceremos a diferentes osos, su favorito el oso grizzly el del arroyo Amargo, el grizzly feliz, al poderoso y temible grizzly negro a la madre rubia con sus oseznos, del mismo modo conoceremos a su pasado, sus miedos, a su hija, sus amigos pasados y presentes, a su pareja que será expareja, trabajos que no le satisfacen pero que necesita, su aventura fotográfica, en fin, el devenir de la aventura de vivir con el aliciente de osos, naturaleza y mucho tiempo para pensar.
Quiero señalar que trata de ponerse en la piel de lo indios pero lo hace de "oídas" porque esos mismos seres han sufrido un destino muy parecido al que los osos sufren, busca una armonía que no se si es o será posible, no hace falta ser muy listo para ver cuando destructivos somos viendo las imágenes de esos descerebrados haciéndose selfies con crías de delfines o lo que sea. Parafraseando a Thoreau tal y como hace Peacock, "la conservación de nuestro mundo depende de la naturaleza salvaje".
El propio Peacock termina este libro en una navidad en su propio monumento de recuerdos a los desaparecidos, un instante que le hace otra vez un hombre social a pesar de estar solo.
Una obra muy interesante, ya seas un amante de la naturaleza o no pues estamos ante una obra de superación de un pasado traumático, una obra sobre como convivir con animales salvajes -que en realidad es dejarles en paz y no molestarles- y como añadido, un manual sobre como viven los osos grises (Grizzlies) y su medio ambiente, en resumen, muy recomendable.


sábado, 7 de abril de 2018

La Luz que no Puedes Ver



Anthony Doerr
Editorial Suma de Letras
ISBN: 978-84-8365-4

Traigo un premio Pulitzer esta vez a este espacio y un fenómeno de ventas a nivel mundial y voy a ir contracorriente esta vez, se me ha hecho pesado, al final de las tres historias paralelas solo me interesaba la de Werner y en un segundo plano la de el oficial de la unidad Volkheimer, tanto salto en el tiempo, atrás, ahora, antes, ayer, me tenían en un cierto gazpacho temporal cerebral, no es que sea complicado seguirlo porque no lo es, pero ese recurso literario de Doerr no me ha seducido.
Confieso que el final si me reconciliado con el autor y la obra pero en el computo general no ha sido tan maravilloso como las críticas la han descrito para mi gusto.
Werner y Jutta son dos huérfanos hijos de un minero de carbón en la Alemania de los principios de los años 30, criados en un orfanato por frau Elena, una cuidadora que le enseña canciones en francés y cuida de los pequeños del orfanato en la medida que puede que no es mucha, al estar en el linde de la frontera con Francia pueden oír las emisiones de radio del país vecino y más en concreto las que realiza el tío de Marie Laure, hija ciega de un cuidador del museo de historia natural de París. Werner desarrollará una capacidad innata para los temas técnicos, en concreto para la reparación de equipos de radio y eso le abrirá la puerta para entrar en un instituto tecnológico que agrupa a la flor y nata de las nueva juventud alemana y nazi por consiguiente; mientras Jutta sobrevivirá haciendo trabajos de guerra junto a las demás chicas del orfanato y Marie Laure irá a Saint Malo huyendo de la guerra con su padre y llevando consigo uno de los cuatro posibles diamantes que atesoraba el museo; los avatares de la guerra llevan al padre de Marie Laure a una prisión alemana y al joven Werner, del instituto a los frentes de guerra de la Europa de los años vamos las órdenes del oficial Volkheimer; en esos años el joven Werner tendrá que madurar, presenciar el horror y el salvajismo de la guerra sin que el pueda ponerle fin pues al fin y al cabo tiene una misión que cumplir y será cuando oiga la voz de Marie Laure cuando decida ponerle fin a ese sinsentido que enfrenta a los seres humanos sin saber que eso puede llevarle a la muerte ya que la pequeña ciega lo que emite son coordenadas de las posiciones alemanas en el frente para que los bombarderos americanos las arrasen.
La novela lleva a papel ese estereotipo que en se pude ver en muchos otras obras como en la película "Sin novedad en el frente" o la novela "La noche de los generales" de que hubo alemanes buenos y alemanes malos, creo que es muy complicado simplificarlo de ese modo, dado que la historia la escriben los vencedores y que encima usaron a los derrotados para su propio beneficio tecnológico, me parece un ardid de propagando muy pueril; evidentemente no digo que los nazis fueran buenas personas de ninguna manera, pero que los aliados fuesen hermanitas de la caridad tampoco y aquí solo se ve la crueldad de los soviéticos cuando entraron en Berlín, pero no se dice nada de los bombardeos a las zonas civiles alemanas ordenadas por el "carnicero" Harris cuando la guerra ya estaba acabada; por eso, creo que es un poco panfletaria y me ha dejado ese regusto, el pobre Werner era un crío de 15 años en el frente y difícilmente se podría oponer al régimen salvo que fuese el hijo de un potentado como su amigo Frederick -al que le cuesta la salud hacerlo por cierto-, el no tenía otra opción que la de obedecer, ¿quién es valiente en esa situación? pues solo un suicida.
Creo que lo que estoy es perdiéndome en discusiones bizantinas que no llevan a ningún lado, en fin, la novela está bien, me ha gustado, pero no para rasgarme las vestiduras, todos mis ojos estaba como decía al principio en la historia de Werner porque la de la joven Marie Laure me parecía difícil de creer y más en tiempos tan difíciles, aún así el truco de la maqueta que realiza el padre me ha parecido muy tierno y su enamoramiento con la obra de "20000 leguas de viaje submarino" de Verne me ha cautivado y me ha hecho plantearme como se puede seducir a los pequeños para que lean, en fin, ya veis que me pierdo con una mosca en cuanto zumba a mi lado.
Interesante novela, no se si para un Pullitzwer pero no se porque no soy ni he sido jurado de nada y a la que le sobra un poco de "buenismo".

sábado, 24 de marzo de 2018

Godos



Pedro Santamaría
Ediciones Pàmies
web: www.edicionespamies.comwww.pedrosantamaria.com
ISBN: 978-84-16970-27-8

Pedro Santamaría ya no es un prometedor escritor de novela histórica en España, es una sólida realidad, un escritor maduro y asentado que no en vano fue galardonado en 2016 con el premio al mejor autor español de novela histórica por la  web Hislibris, yo ya he leído varios libros suyos y confieso que me gusta como escribe, tiene además la virtud para mi gusto de situar sus tramas en momentos históricos interesantes pero no tan trillados y la batalla que marcada como uno los momentos claves del fin del imperio romano, Adrianópolis, es uno de esos momentos interesantes que se salen de los Idus de marzo de los que hay mil y una novelas o los primeros años del imperio tras la desaparición de la república.
Con dos focos de atención en la narración, el lado romano y el lado godo, la trama se vuelve ágil y amena y no decae lo que hace atractiva su lectura y atrayente, sin pretensiones históricas nos narra una historia posible y si te apetece profundizar te da las claves para que puedas saber quiera el emperador Valente, los hunos o Fritigerno.
Estamos en el siglo IV, el imperio ha sido dividido en dos recientemente y las tribus bárbaras empujadas por las campañas de los hunos tratan de buscar refugio en ese imperio donde las casas son de piedra, donde el emperador da pan al pueblo y donde el agua surge de la fuentes sin freno; los godos son uno de esos pueblos que huyen de los hunos y tras pedir permiso al emperador Valente cruzan el Danubio ayudados por las tropas imperiales y un joven ingeniero, Paulo, con la esperanza de repoblar Tracia y generar riqueza para las arcas del imperio con los impuestos y proveerse de soldados para sus ejércitos que cada vez menos numerosos deben hacer frente como siempre, a los peligros que le vienen del este.
El emperador en la lejana Antioquía al principio ve con buenos ojos la llegada de esta sangre fresca para el imperio, pero con lo que no cuenta es con avidez y excesos de sus propios hombres que extorsionan al pueblo godo recién llegado no dejándole más solución que sublevarse para que el emperador cumpla su parte del pacto.
Pedro Santamaría nos mostrará esos años con los primeros conflictos religioso y las herejías que aparecieron en esos años, la lucha de la iglesia de Nicea y la Arriana, para darle un tono más humano la pareja de Paulo el ingeniero imperial, Alexandra, es atrapada por una patrulla de godos en la que se encuentra el joven Arnulf, mujer de fuertes convicciones religiosas verá puesto su mundo patas arriba y tendrá que plantearse absolutamente todo desde el principio mientras siendo esclava de estos bárbaros y siendo forzada por el mismo Arnulf, comprobará si sus convicciones religiosas son tan fuertes como ella creía cuando estaba en Costantinopla criada entre seda y perfumes.
La pléyade de personajes de la novela la dan una consistencia notable, para mostrar la corrupción de la frontera el papel de Lupicino es fundamental, del mismo modo y a modo de discusiones bizantinas, los diferentes asesores del emperador dan ese toque tan fácil de comprender de que "cada uno acerca el ascua a su sardina" y como fondo una batalla real en la que fue calificada como el segundo desastre más grandes de las armas de Roma después de Cannas. Con la desesperación como arma los godos no tenían mucho que perder salvo la vida en Adrianópolis por lo que el emperador Valente no supo ver que esa desesperación jugaría en su contra a pesar de contar con un ejército infinitamente mejor preparado y equipado, pero ya se sabe, lo dijo Napoleón que no hay plan de batalla que aguante más que el primer embate.
La novela es interesante en muchos aspectos, el primero es comprobar como la religión ya corroía los poderes del estado -y eso que empezó con el emperador Constantino solo unos años antes-, el sentir como los cimientos del entonces más poderoso imperio de occidente se pudría poco a poco y sin posibilidad de arreglo, que es muy difícil ponerle puertas al mar y a la desesperación humana cuando te empuja el hambre o la guerra y de eso debemos tomar muy buena nota y si todo esto no es suficiente, no os apetece ver como se transforma un hombre justo y cristiano en un asesino cruel y desesperado, pues no perdáis más tiempo, tenéis una cita con Paulo y Alexandra, con Valente y Fritigerno, con Arnulg el fiero y su hermana Brunilda o con la caballería pesada bizantina los catafractos o las hordas godas.